Cesárea, ¿si o no?


La cesárea, hasta el día de hoy sigue siendo un tema que genera grandes controversias.

Por: Emily Oviedo M.

prensa@representacionesag.org


La Organización Mundial de la Salud (OMS), ha actualizado sus recomendaciones de 1985. En ese momento aconsejaba a las mujeres que la tasa de cesáreas no superara el 15% del total de nacimientos; ahora afirma que "debe hacerse todo lo posible para realizar cesáreas a todas las mujeres que lo necesiten en lugar de intentar alcanzar una tasa determinada".


Hay, claro está, una serie de circunstancias en las cuales la cesárea es necesaria, entre ellas: el bienestar del bebé y su madre: cuando el feto está mal posicionado o en la vagina aparece el cordón umbilical antes que el propio niño. También si se produce un desprendimiento fetal antes de o durante el parto o si la madre padece alguna enfermedad importante, como una cardiopatía descompensada. En estos casos la cesárea es el procedimiento más apropiado para reducir de manera notoria la morbimortalidad maternal y perinatal.


Pero la realidad es muy distinta: los nacimientos por cesárea no se limitan a los casos en que es necesaria por motivos médicos. A menudo se trata de operaciones programadas y pensadas solo como una manera de evitar dolor o de lograr que el parto se produzca en una determinada fecha. Son motivos que no tienen nada que ver con el proceso natural que debería regir en la medida de lo posible el ciclo de la procreación.


Los contra de que los niños nazcan por cesárea

  • Laceraciones fetales.

  • Mayor riesgo de requerir atención de cuidados intensivos.

  • Incremento de 1.5% de peligro mortalidad neonatal.

  • Alteraciones pulmonares (Taquipnea transitoria, síndrome de dificultad respiratoria, hipertensión pulmonar, síndrome de adaptación pulmonar).

  • Nacimientos antes de término.


Los Pros de los nacimientos por cesárea

  • Se evita el contagio de infecciones de transmisión sexual como VHS, VPH, VIH, Hepatitis By C, entre otras.

  • Disminuyen los riesgos de asfixia neonatal y la Encefalopatía neonata.

  • Menor posibilidad de hemorragia intracraneal.

  • Se reducen las posibilidades de las lesiones del plexo braquial.

  • Se reduce la disocia de hombros, que es cuando los hombros del bebé se atoran dentro de la madre.

Revista VOS® es una creación de MALEKU Publicidad / Todos los derechos reservados.
Teléfono: +506 2245-5011 / +506 4000-1550 E-mail: info@revistavos.co.cr San José, Costa Rica.